Descarga gratuita del PDF del periódico

martes, 28 de mayo de 2024

PUBLICIDAD

Bonachera - Roscos de Loja

Mª Auxiliadora Márquez pone letra y voz a un pregón para recordar

El Mirador de Isabel I, incomparable marco para el arranque oficial de la Feria Grande de Loja

“Hoy, 24 de agosto, es el día de San Bartolomé, patrón de Aguadulce; pueblo de mis primeros años de vida, mi infancia, mi niñez; lugar donde viví mis primeras ferias.

Esas ferias de cacharritos, tómbolas, algodón dulce, altramuces y trozos de coco, manzanas y chupes de caramelo, puestos de turrón, y cómo no…..olor a palomitas. ¡Qué nervios!… Algo muy especial recorría mi estómago, cuando entrando a la feria, normalmente al anochecer, porque ………. las costumbres eran otras bien distintas a las de hoy en día, todas estas cosas invadían mis sentidos. Quería verlo, hacerlo y tenerlo TODO. De la mano de mis padres, saltaba de alegría…. Era FERIA!!!

Hoy, y de forma especial, me siento entre mis dos ferias: aquella de mi niñez, por una parte y esta feria de Loja, por otra…”,

Así comenzó Mª Auxiliadora Márquez su pregón oficial de Feria en la noche de ayer. En un marco incomparable, como es el Mirador de Isabel I y la bella estampa de la ciudad de Loja a las espaldas. Una pregonera que, como reconoció en su inicio, pese a no ser lojeña de nacimiento, sí que lleva a esta ciudad muy dentro y de la que se ha contagiado en cuerpo y alma.

Precisamente, anoche no se guardó nada para sí misma y sacó a la luz todas sus emociones, sus sentimientos, sus vivencias y lo que para ella es Loja y su Feria Grande. Pese a tener el “corazón dividido” sin su San Bartolomé de la ciudad que la vio crecer, Aguadulce, ‘Auxi’, como todos la conocen, disfrutó y vivió intensamente su pregón.

Muy agradecida al concejal de Fiestas, al alcalde y al Ayuntamiento por pensar en ella para tan especial ocasión, Mª Auxiliadora Márquez ofreció al numeroso público que se congregó en el Mirador de Isabel I –este espacio se estrenaba en un pregón- más de una hora de vivencias y sentimientos. 

Por rociera o ferianta o por las dos cosas y, porque lo lleva dentro y lo siente, dijo sí a hacer este pregón y aceptar el reto, confesó. Comenzó nombrando a lojeños ilustres, como Ibn-Al Jatib o el general Narváez; recordó la imagen de Loja en la famosa película de los hermanos Marx ‘Sopa de Ganso’ y, volviendo a la actualidad, destacó al conocido grupo musical Lori Meyers. Recordó la importancia de la ciudad en la conquista de Granada. “Partida en dos, pero nunca dividida; en sus calles y plazuelas, mucha vida compartida…”.

Así, recordó cómo llegó un buen día del mes de septiembre del año 83 a Loja, cuando sus padres, Guillermo y Antonia, se instalaron en esta ciudad. Porque ella es hija de madre cordobesa y padre sevillano. “Gracias a mis padres por traerme y a mi marido por retenerme”, llegó a decir.

Como andaluza confesó vivir de forma intensa nuestras costumbres y tradiciones… “nada quiero perderme… entiendo la vida con entrega, para que ésta se cargue así de sabor”.

La pregonera se detuvo en nuestra ciudad para decir que “Loja en Feria se hace grande… y cada día más y lo seguirá siendo, seguirá creciendo”. Un crecimiento para el que pidió un nuevo recinto ferial. “Feria todo el día; todo en el mismo sitio y sin tener que cortar”.

Deteniéndose en el ferial recordó los diferentes escenarios que ha tenido la Feria de Loja a lo largo de su historia: “Tiempo atrás, en el centro del pueblo, la plaza de la Victoria y la plaza Arriba; entonces, la caseta municipal se encontraba en el patio del actual colegio Victoria”. Mencionó los circos de tiempo atrás y cómo no, se detuvo en otros escenarios, como las tercenas y el Paseo, con aquella importante Feria de Ganado. “Después llegó la Malagona y donde está ahora el hospital”. Ahí se detuvo en las casetas: La Rural, La Peña, El Preso, el Dinámico, Humauaca…

Y como no, Mª Auxiliadora Márquez habló de la Feria de Día. ¿y digo yo… ¿y por qué de día…?… simplemente FERIA. Se empieza de día y normalmente se acaba de noche; se empieza de noche y muy probablemente se acaba de día. Quiero decir con esto… y qué más da… FERIA.

Por supuesto, en su pregón no podía faltar la mención al Coro Rociero de Loja, origen del actual Ajoblanco. Dos de sus componentes, Flor González y José Antonio, le acompañaron anoche en el escenario.

No dudo en afirmar cuantas cosas buenas le ha brindado Loja “que tan dentro llevo ya”. Porque –añadió- “mi corazón es lojeño, mi marido, José Mª ha hecho que así sea y mi hija, Auxi ha venido a reafirmarlo. Aquí me he convertido en esposa y madre; dos de las cosas, entre otras muchas, que más feliz hacen a una mujer”.

La pregonera avanzó en sus vivencias y en destacar aspectos y cosas tan importantes de la Feria de Loja, como la Volaera, “un símbolo que nuestra feria ha tenido siempre y sigue teniendo. La celebración de su final marca la llegada de la Feria y anuncia los días de fiesta que se avecinan”. Citó a la Peña Alcazaba, que promovió el concurso en 1972.

Llegó entonces otro de los momentos culminantes de la noche, cuando Mª Auxiliadora se detuvo en la Patrona de Loja, la Virgen de la Caridad.

La voz de su propia hija, Auxi, y de Flor González, junto a la presencia de su ahijado Carlos Márquez tocando el cajón pusieron el punto de emoción en el rostro de la pregonera.

Es el 31 de agosto y sólo queda el Castillo y el pregón va tocando ya a su fin. Quedaba el agradecimiento al público, que ofreció su merecida ovación a la pregonera de 2017. Seguidamente, el alcalde y el concejal de Fiestas agradecerían a Mª Auxiliadora Márquez su magnífico pregón con un obsequio de “un jueves para recordar”, como aseguró nuestra pregonera de 2017.

Deja un comentario