Descarga gratuita del PDF del periódico

jueves, 30 de mayo de 2024

PUBLICIDAD

Bonachera - Roscos de Loja

El centro de cotrabajo de la Casa de los Derqui podría abrir sus puertas en las próximas semanas tras finalizar su rehabilitación

En el edificio, además de 15 despachos para profesionales, se ubicarán la Agencia Municipal de Desarrollo y la oficina municipal del Catastro

Una vez finalizadas las obras de rehabilitación de la conocida como ‘Casa de los Derqui’, en la Cuesta Campos, ejecutadas a través del Programa de Fomento del Empleo Agrario (PFEA) se ha recuperado este inmueble señorial, propiedad del Ayuntamiento de Loja, con el objetivo de crear un ‘coworking’, es decir, un espacio en el que los emprendedores puedan ubicarse en régimen de alquiler para comenzar sus negocios y compartir experiencias, gastos y proyectos. 

El cotrabajo​, trabajo cooperativo, trabajo compartido, trabajo en cooperación o trabajo en oficina integrada es una forma de trabajo que permite a profesionales independientes, emprendedores, y pymes de diferentes sectores, compartir un mismo espacio de trabajo, tanto físico como virtual, para desarrollar sus proyectos profesionales de manera independiente, a la vez que fomentan proyectos conjuntos. ​

El trabajo cooperativo fomenta las relaciones estables entre profesionales de diferentes sectores que pueden desembocar en nuevas relaciones cliente-proveedor así como en intercambios y colaboración de tipo horizontal entre los propios cotrabajadores. En todo caso es frecuente que se genere un sentimiento de pertenencia a una comunidad, más allá de las vinculaciones efectivas que se establezcan entre los trabajadores que frecuentan los espacios de cotrabajo

Además, el inmueble acogerá en la última de sus plantas la Agencia Municipal de Desarrollo -que ahora mismo se encuentra en un bajo de la Carrera de San Agustín que no es propiedad del Ayuntamiento- al igual que la oficina municipal del Catastro.

En 2009, la estructura de este inmueble se consolidó con una inversión de 172.000 euros. Ocho años después, el Consistorio lojeño actuaba para avanzar en su rehabilitación y ha sido ya en 2018 cuando se han culminado unas obras que contaban con la prevención de la Delegación de Cultura al tratarse de un edificio singular. En un principio se había previsto emplear casi 20.000 euros de un PFEA ordinario en la remodelación de la fachada y elementos decorativos, pero el Consistorio consiguió además un PFEA especial de 163.000 euros, procedente de remanentes de otros municipios, con el que se está acometiendo esta actuación, tal y como explicó en su día el concejal de Urbanismo Joaquín Ordóñez. Y tras aplicarse dos PFEA extraordinarios y sumar una inversión total  superior a los 340.000 euros, según ha informado el alcalde, Joaquín Camacho, ya está prácticamente finalizada la obra, “a falta de algunos retoques”.

En un principio se remodelaron tres de las cinco plantas del inmueble, y ya en la última fase se ha concluido con las dos restantes. Así pues, además de los organismo municipales, la Agencia Municipal de Desarrollo y la oficina del Catastro, que irán en la última planta, en el resto del inmueble se han previsto despachos para emprendedores, zonas comunes de reuniones, servicios, archivo, estando dotado de ascensor y eliminación de barreras arquitectónicas.

La concejal de Desarrollo, Comercio y Turismo, Paloma Gallego, y el alcalde de Loja, Joaquín Camacho, han visitado recientemente este edificio destinado al emprendimiento económico, valorando la calidad de su rehabilitación y la idoneidad de sus instalaciones para el fin propuesto.

La edil de Desarrollo ponía de manifiesto la importancia que tienen este tipo de iniciativas para apoyar la creación del autoempleo y la compenetración de despachos de profesionales afines.

Joaquín Camacho considera que la obra, “además de generar empleo durante su fase de ejecución, con más de 100 personas que han pasado por esta actuación a lo largo de su realización,y después ya con la implantación de 15 despachos profesionales, sirve para dar impulso al casco histórico”.  Además, indicaba el regidor, “está próxima la finalización del reglamento de uso de las instalaciones, cuya aprobación preceptiva servirá para regular el funcionamiento del centro de trabajo”, concluía el primer edil. 

Deja un comentario