Descarga gratuita del PDF del periódico

viernes, 19 de julio de 2024

PUBLICIDAD

Bonachera - Roscos de Loja

La Semana Santa de Loja apuesta por su futuro con el V Pregón Infantil que llenó el Centro Cívico

Nerea Montoro mostró sus vivencias cofrades rodeada de jóvenes músicos, incensarios y saeteras, enfatizando su amor por la Virgen de las Angustias y la Hermandad del Santo Sepulcro y Nuestra Señora de la Soledad

De tal palo tal astilla, dice el habla popular, y bien cierto es también en el mundo cofrade. Nerea Montoro, pregonera infantil de Loja 2019, nació en el seno de una familia amante de la Semana Santa y desde bien pequeñita ya probó las mieles del ser cofrade. De esas vivencias se nutrió para dar una sentida muestra de amor hacia sus raíces el pasado viernes en el Centro Cívico. 

El acto, al auspicio de la Agrupación pero con la iniciativa de Antonio Moreno ‘Mocholín’, comenzó con una magdalena de jóvenes incensarios en torno a una mesa llena de manjares de la Semana Santa. Todos los sentidos abiertos para el inicio del pregón. 

Ramón Pérez, como presidente de la Agrupación, dio la bienvenida a los asistentes. Pérez incidió en la importancia de que los pequeños se sientan participes de la Semana Santa y recordó como desde su junta se apuesta por ello con la creación de una vocalía de juventud. “Creo que somos de los pocos municipios que organiza un pregón infantil y eso es importante”, comento el presidente de la Agrupación.

Fue el anterior pregonero infantil, Antonio Moreno, el encargado de dar paso a Nerea. Moreno recordó los nervios que vivió en su momento cuando tuvo tal responsabilidad y enumeró los inicios cofrades de la protagonista. 

El pregón infantil comenzó con la interpretación del Miserere a cargo del coro infantil del Conservatorio Elemental de Música de Loja. El himno de la Semana Santa para abrir boca. 

A partir de ahí la joven pregonera comenzó con sus vivencias. Las primeras contadas por sus padres, ya que desde que nació perteneció a Hermandades y Cofradías. 

También contó con la interpretación de los conocidos como ‘niños seaces’.  Se trata de una figura casi desaparecida en la actualidad que aparecía al inicio de la estación de penitencia del Viernes Santo por la mañana. 

El momento emotivo de la noche fue la aparición de su abuelo Manuel Romero ‘Camuñas’, quien interpretó una satira dentro de su faceta como Incensario. Abuelo y nieta se abrazaron dentro de esa pasión que se ha transmitido de generación en generación. 

No faltó el toque de los tambores negros, ni el ‘ampliu’, el stábat mater o las saetas. Sonidos que marcan la Semana Santa lojeña. 

Su amor a la Virgen de las Angustias y su arraigo a la Hermandad del Santo Sepulcro y Nuestra Señora de la Soledad apareció para destapar sus sentimientos. Tras esa alocución, del ajetreo de la noche del Viernes Santo, Nerea se despidió hasta el año venidero. 

El alcalde de Loja, Joaquín Camacho, cerró el acto destacando la importancia de la infancia en la Semana Santa de Loja. 

TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario