Descarga gratuita del PDF del periódico

miércoles, 19 de junio de 2024

PUBLICIDAD

Bonachera - Roscos de Loja

Loja apuesta por crear empleo en la nueva legislatura para recuperar su peso en la provincia

El nuevo equipo de Joaquín Camacho anuncia dos líneas de acción: "un plan de fomento de recuperación del centro histórico y la puesta en marcha de suelos industriales que atraigan nuevas empresas"

Los Vehículos Se Han Adquirido En Un Concesionario Lojeño

El nuevo Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Loja, que dirige y preside Joaquín Camacho, lo tiene claro. El gran reto y objetivo para la legislatura que acaba de arrancar es el empleo. Ya lo dijo el propio alcalde el sábado en su discurso de investidura: “Loja tiene un gran potencial económico a hay que aprovecharlo y que facilite que los 1.866 lojeños y lojeñas que no tienen trabajo, encuentren esa oportunidad, por eso, trabajaremos con ese objetivo, la búsqueda de oportunidades y desarrollo”.

Para ello, el gobierno del Partido Popular lojeño, anuncia dos líneas de acción: un plan de fomento de recuperación del centro histórico y, por ende, de su comercio y la puesta en marcha de suelos industriales que atraigan nuevas empresas. 

Para alcanzar ese objetivo, el equipo de Gobierno plantea varias medidas. Por un lado, una bajada paulatina de impuestos. Loja paga actualmente unos de los impuestos más altos de la provincia y la intención que ha venido anunciando Joaquín Camacho durante este tiempo es bajar esa tasa y equipararla al del resto de los municipios. Así, se anuncia una bajada del IBI en torno al 10%, con la posibilidad de seguir bajando. También señalan la bajada del impuesto de circulación, para equipararlo, igualmente, al resto de ciudades similares de la provincia. Bajada de la tasa del impuesto de agua y alcantarillado a las empresas que aumenten el número de trabajadores contratados, bonificaciones a nuevas empresas que se instalen en el municipio y a familias con dificultades económicas, serán otras medidas que pondrán en marcha.

Llega la hora de hacer inversiones

Los populares basan en su gestión económica durante los últimos cuatro años su caballo de batalla para alcanzar ese objetivo. Por eso, las medidas a seguir serán las mismas “que nos han permitido pasar de 4 millones de euros de déficit a 2 millones de euros de balance positivo”, ha indicado el primer edil lojeño. Es cierto que Loja ha cogido aire, pero se considera que se debe seguir ascendiendo y, por ello, se seguirá insistiendo en esa gestión económica.

Si nos atenemos al programa que el Partido Popular ha elaborado para estas elecciones, está bastante claro que “gestión” seguirá siendo la palabra clave en la actuación del gobierno de Loja durante los próximos cuatro años. El equipo de Joaquín Camacho, quien presume de sus números económicos durante los últimos cuatro años, lo que ha conseguido reducir el gasto corriente del Ayuntamiento y la deuda y mejorar la situación de cara a poder iniciar inversiones con fondos propios, centra algunos de sus objetivos, de nuevo en el apartado de Hacienda, así como en el urbanismo y las infraestructuras.

Así, en este capítulo el nuevo equipo de Camacho, como ha quedado reflejado más arriba, tiene claro que trabajará para recuperar el tradicional centro histórico lojeño con un Plan Especial de Protección. También se contempla y será necesaria la exención de la licencia de obras para rehabilitación de viviendas, ampliando las zonas beneficiarias.

Otros aspectos a destacar y que deben marcar algunas de las principales líneas de actuación de estos cuatro años, a tenor del programa del PP, deben ser la construcción de rotondas en diferentes barrios y en el Polígono Fuente Santa, nuevos acerados e iluminación en el puente nuevo hacia el barrio de La Esperanza y, en su totalidad, en la Avenida de Andalucía; seguir reivindicando el arreglo de la carretera A-4154 entre Loja y Ventorros de San José o la puesta en marcha del Museo del Agua.

Por otro lado, Camacho y su equipo tiene también por delante el reto de dar solución definitiva a la problemática de la Estación de Autobuses, la puesta en marcha de un espacio deportivo en el encauzamiento del río Genil, la creación del Museo de Semana Santa y un parking subterráneo en la calle Tamayo, en el solar en el que estaba ubicado el antiguo ‘Cine Novedades’. Estas eran otras de las medidas que los populares traen en su programa para los próximos cuatro años.

También figuran como objetivos la reforma de la actual disposición de la calle San Francisco, adecuándola a la demanda de sus vecinos en el anterior mandato y la mejora de espacios públicos, como el Parque los Ángeles, modernizándolo y creando un espacio canino.

Pero aún queda todavía proyectos muy importantes que resolver. Como no, entre ellos se encuentra el Hospital, cuya finalización seguirá reivindicando el equipo de Gobierno, para que, de una vez, el centro hospitalario de la comarca pueda funcionar al cien por cien con todos sus servicios y que los profesionales que aprobaron sus plazas puedan incorporarse definitivamente a sus puestos de trabajo. El Ayuntamiento seguirá, por tanto, reivindicando su apertura total ante la Junta de Andalucía.

Intentar dar solución al Centro Deportivo Urbano o a la guardería o resolver la situación del tráfico, son otros de los retos que tiene por delante el gobierno de Loja.

Loja quiere volver a recuperar el peso que, históricamente, ha tenido en el conjunto de la provincia y también en Andalucía. Para ello también debe avanzar en medidas, como son el Centro del Turismo Activo en la Sierra de Loja y la Vía Ferrata, entre otras infraestructuras. 

Durante su discurso de investidura, Joaquín Camacho también dijo que “hay que conseguir que Loja sea una ciudad industrial”. Para ello, debe ser fundamental el apoyo a la agricultura y la ganadería, así como al turismo, el comercio, el desarrollo y la industria y, como no, el medio rural. No hay que olvidar que el extenso municipio lojeño cuenta con numerosas pedanías a las que hay que intentar dar un papel protagonista.

Está claro, son muchos las necesidades y los proyectos pendientes, después de unos años de evidente dificultad económica. La gestión de estos últimos cuatro años ha permitido mejorar la situación, lo que debe, a su vez, permitir afrontar muchos de estos retos y objetivos o, al menos, encauzarlos.

Deja un comentario