Descarga gratuita del PDF del periódico

miércoles, 19 de junio de 2024

PUBLICIDAD

Bonachera - Roscos de Loja

Identificado el cadáver que aparecía ayer en las aguas del río Genil a pocos metros del puente Gran Capitán

Se trata de una mujer, de 46 años de edad, natural de Granada aunque residente en Loja

Acalde Y Concejala De Desarrollo Durante La Presentación Del Programa. Foto: P. Castillo

Policía Local y Guardia Civil de Loja han identificado a la mujer cuyo cadáver apareció ayer a media mañana en las aguas del río Genil, pocos metros más abajo del puente Gran Capitán. Según ha podido saberse, se trata de una mujer de 46 años de edad, natural de Granada, aunque vecina de Loja, donde mantenía una relación sentimental con un lojeño.

La identificación se ha producido a menos de 24 horas del macabro hallazgo, pues el suceso tenía lugar ayer domingo alrededor de las 12 del mediodía.

Objetos personales de la fallecida han sido encontrados en la ribera del río, junto al recinto ferial, desde donde, al parecer, cayó al cauce por causas que se desconocen. Por el momento se ha descartado que otra persona pudiese estar involucrada en el suceso.

La mujer había entrado recientemente a formar parte de la Agrupación de Protección Civil de Loja.

Según la primera información con la que se contaba en el día de ayer, el cadáver de la mujer parecía tener entre 50 y 60 años y era localizado este domingo (14 de septiembre) en el cauce del río Genil a su paso por Loja, El cuerpo se hallaba varado en una roca en medio del cauce, aguas abajo, a escasos metros del puente Gran Capitán.

Hasta el lugar se  desplazaban efectivos sanitarios para certificar el fallecimiento, agentes de la Policía Local y de la Guardia Civil de Loja, así como miembros del Servicio de Rescate e Intervención en Montaña (Sereim) de la Guardia Civil, que sobre las 14.15 horas rescataron el cadáver de esta persona, cuya identidad se desconocía en un primer momento. 

El cuerpo de la mujer, que estaba indocumentada, no presentaba un avanzado estado de descomposición ni tampoco signos aparentes de violencia, solo algunas rozaduras, que podrían estar ocasionadas por el roce con las piedras del lecho del río o como consecuencia de haber sido arrastrada por la corriente, según la Guardia Civil. En el momento de su hallazgo, la mujer iba vestida con una camiseta, pantalón corto, ropa interior y zapatillas.

Ni a la Guardia Civil ni a la Policía Local les constaba denuncia reciente de desaparición en la zona.

Una mujer que vive por las inmediaciones de la ribera del Genil fue la primera en advertir la presencia de un bulto extraño flotando sobre las aguas del río, viendo posteriormente con gran alarma que se trataba de un cuerpo humano, por lo que se dio la voz de alerta. Si bien en un principio parece ser que iban a actuar los bomberos de Loja, la Guardia Civil determinó que fueran los miembros del Servicio de Rescate e Intervención en Montaña de la Guardia Civil quienes se hicieran cargo de la recuperación del cadáver, hecho que se concluyó pasadas las dos de la tarde.

Decenas de personas situadas sobre el puente Gran Capitán tuvieron ocasión de ver las labores de rescate, produciéndose en la ciudad una gran consternación por tan dramático descubrimiento.

Siguen sin conocerse las causas, el lugar o las circunstancias en que se produjo la caída de la mujer al río, si bien los descubrimientos policiales van avanzando a mayor velocidad, conforme ha sido posible su identificación.

Deja un comentario