Descarga gratuita del PDF del periódico

miércoles, 12 de junio de 2024

PUBLICIDAD

Bonachera - Roscos de Loja

Cinco trabajadores externos del Área de Deportes se quedan sin trabajo sin que su empresa se lo comunique

Critican la actitud del Consistorio, que envió a la Policía a desalojarlos de sus puestos

Nueva Iluminación Vertical En El Paso De Peatones Junto A La Plaza Blanca Y Carmen De Los Ángeles

Cinco trabajadores del Área de Deportes que prestaban servicios de mantenimiento a través de la empresa Ebone S.L. se quedaron sin trabajo el pasado 15 de septiembre sin haber recibido ningún comunicado al respecto por parte de la compañía. Este hecho ha provocado un conflicto entre el Ayuntamiento y los empleados, que se quejan del trato recibido. 

En la última sesión plenaria, los afectados denunciaron que cuando fueron a acceder a su puesto de trabajo no se les dejó entrar y que incluso el alcalde mandó a la Policía para que abandonaran el edificio. Se quejan además del escrito firmado por el regidor en el que se les prohíbe acceder “sin autorización” a las instalaciones deportivas municipales. “No somos delincuentes, sólo trabajadores”, exclamó uno de los afectados a Joaquín Camacho, a quien recriminó que hubiera enviado a los agentes “en lugar de al notificador del Ayuntamiento, que para eso está”. 

Joaquín Camacho se defendió argumentando que “la Policía no fue a desalojar, sino sólo a notificar”, al tiempo que reconoció que “si volviera atrás, rectificaría, y enviaría al notificador en lugar de a los agentes”. 

Según explicó el primer edil, semanas antes de que se cumpliera el contrato negociado del servicio se volvió a sacar la adjudicación, pero la empresa de los trabajadores no se presentó. El 15 de septiembre concluyó el contrato con la compañía, por lo que los afectados ya no podían ocupar sus puestos de trabajo. 

Sus funciones las realizan desde ese momento cinco personas que el Ayuntamiento ha contratado directamente a través de la bolsa de trabajo. Según el alcalde, “legalmente no es posible que el Consistorio incluya a los trabajadores de Ebone en la plantilla municipal”. 

Estos cinco trabajadores, que llevan entre seis y doce años trabajando en el Pabellón Municipal de Deportes, han dirigido su problema a los tribunales ya que consideran que se podían haber dado soluciones para no perder sus empleos.  

TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario